Guyana recoge los frutos de su inversión
Guyana hizo historia en el reciente Campeonato Femenino Sub-20 de la CONCACAF El rápido crecimiento de su fútbol femenino es el resultado de una acción conjunta La GFF se marca objetivos ambiciosos, incluida la Copa Mundial Femenina Un rostro nuevo se coló en las rondas finales del largo clasificatorio de la CONCACAF para la Copa […]
  • Guyana hizo historia en el reciente Campeonato Femenino Sub-20 de la CONCACAF
  • El rápido crecimiento de su fútbol femenino es el resultado de una acción conjunta
  • La GFF se marca objetivos ambiciosos, incluida la Copa Mundial Femenina
Un rostro nuevo se coló en las rondas finales del largo clasificatorio de la CONCACAF para la Copa Mundial Femenina Sub-20 de la FIFA. A pesar de ser miembro de la CONCACAF, Guyana se ubica en el extremo norte del continente sudamericano, y es el único país angloparlante del mismo. Su éxito futbolístico a nivel internacional desde su independencia en 1966 ha sido más bien discreto. De hecho, alcanzar la penúltima ronda de la fase de clasificación para la Copa Mundial de la FIFA Brasil 2014™ sigue considerándose una gesta extraordinaria. No obstante, la inversión que ha hecho el país en el fútbol femenino en estos últimos años está empezando a dar sus primeros frutos. En 2010, el combinado femenino de Guyana se clasificó para el Campeonato Femenino de la CONCACAF, en el que participaron ocho selecciones, y ya entonces demostró su potencial. Más recientemente, la selección sub-20 ganó seis partidos seguidos —una racha sin precedentes— rumbo a los cuartos de final del campeonato continental. Sin embargo, se quedó a un paso de lo que normalmente sería la última ronda del clasificatorio para la Copa Mundial Femenina Sub-20 de la FIFA. Solo la potente Haití fue capaz de frenar su ascenso gracias a la delantera Melchie Dumornay y sus goles. El país caribeño acabó causando sensación hace dos años en Francia en su primera participación en una Copa Mundial Femenina Sub-20.
El inicio de la progresión de Guyana se remonta a hace unos cuatro años, coincidiendo con la llegada de Ian Greenwood —su actual director técnico— y la implantación de una campaña a nivel nacional destinada a fomentar el fútbol femenino. Poco después llegó Tricia Munroe, la primera directora de desarrollo femenino de la Federación Guyanesa de Fútbol (GFF). Su nombramiento fue una parte esencial de la estrategia de desarrollo del fútbol nacional. El 2018 fue un año más importante si cabe: se disputó una liga nacional femenina y se relanzó el programa internacional femenino de categoría absoluta. Además, el país albergó varios partidos clasificatorios del Campeonato Femenino de la CONCACAF. “Este éxito no es casual”, asegura Greenwood a FIFA.com sobre los éxitos del combinado sub-20. “Es una prueba clara de que la filosofía del fútbol nacional de la GFF, así como la sólida estrategia de desarrollo juvenil, están produciendo jugadoras y entrenadoras de primer nivel". "El programa académico ATC [centros de entrenamiento de la escuela] de la federación está considerado por la FIFA y la CONCACAF como un modelo óptimo para una estructura de desarrollo juvenil en la región del Caribe”. “Contamos con una filosofía de juego y de entrenamiento que se implanta en todas las selecciones nacionales, y se combina con un programa de entrenamiento específico por edades. La formación de entrenadores alcanzó un nuevo hito en 2016, año en el que se batió el récord de entrenadores y formadores con licencia en Guyana. Estas entrenadoras y entrenadores de fútbol base están continuamente descubriendo y puliendo el nuevo talento femenino”. “Debido a la emigración de Guyana nos encontramos con una situación excepcional: tenemos una gran cantidad de futbolistas donde elegir afincadas en Canadá, Estados Unidos y Reino Unido. Son jugadoras que refuerzan notablemente el equipo, porque compiten en ligas más potentes”.
Guyana line-up at the 2020 Concacaf Women's U-20 Championship
© Concacaf
Aprovechar el talento latente entre una población humilde, de ámbito principalmente rural y de apenas 800.000 habitantes, no deja de ser un reto para los dirigentes del fútbol de Guyana. “El país sigue relativamente subdesarrollado en términos de infraestructuras, por lo que la mayoría de canchas de fútbol apenas tienen vestuarios para las chicas, o directamente no los tienen, ni tampoco cuentan con duchas disponibles para las jugadoras”, explica Ian Ford, presidente de la GFF, a FIFA.com. “Esto ha repercutido considerablemente en el crecimiento y el desarrollo del fútbol femenino a nivel de clubes y a nivel social. Sin embargo, y a pesar de estos grandes retos, el fútbol femenino sigue siendo la disciplina más popular en las regiones del interior del país. Nuestras tribus indígenas lo practican con pasión, durante todo el año, y es ahí donde hemos descubierto una gran cantidad de futbolistas internacionales de mucho talento a lo largo de los años”.
La GFF no esconde su ambición, y esto le permite abrirse a nuevas oportunidades. Guyana se clasificó para el Campeonato Femenino Sub-17 de la CONCACAF de este año, donde habrá en juego tres billetes para India. “Las últimas actuaciones del combinado femenino sub-20 han marcado un antes y un después en nuestro país. Ha servido para avisar a las potencias de la CONCACAF de que Guyana ya está aquí”, añade Greenwood. “Representaron el espíritu de la punta de flecha dorada [la bandera de Guyana] con corazón, determinación y confianza a lo largo de todo el campeonato”. “El éxito de la selección cautivó al público general de Guyana, lo cual es fantástico para el fútbol en un país donde el críquet es el deporte mayoritario. La actuación del equipo nacional animó a muchas niñas a jugar al fútbol y demostró lo que somos capaces de hacer con una estrategia adecuada”. “Creemos que las diferencias entre las grandes potencias y los países más pequeños de nuestra confederación se están reduciendo. Nuestra ambición es escalar puestos en la Clasificación Femenina de la FIFA, y nuestros objetivos principales son meternos entre las 60 primeras en la clasificación de la FIFA, entre las diez primeras en el ranking de la CONCACAF y entre las cinco primeras de la CFU. ¿Algo más? Claro que sí... "También queremos clasificarnos para los Juegos Olímpicos de 2024 y, en última instancia, para la Copa Mundial Femenina de 2027”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *